Efectos positivos encontrados en el masaje infantil terapéutico

La investigación sobre el masaje terapéutico ha sido muy prolífica durante años, lo que nos permite tener información de los efectos positivos que esta intervención terapéutica ha demostrado ante diferentes poblaciones, tal y como repasamos a continuación.

Una de las poblaciones sobre las que se han llevado diferentes estudios durante varias décadas ha sido los recién nacidos prematuros. Uno de los importantes efectos positivos del masaje infantil que se han encontrado sobre los prematuros ha sido a nivel de la reducción del dolor en el momento de aplicar procedimientos médicos mientras están ingresados en las unidades de cuidados  intensivos neonatales. 

También se han encontrado otros efectos positivos tras la aplicación de masaje terapéutico estos bebés como son que muestran un mayor aumento de peso a través de un aumento de la actividad parasimpática o vagal, menos infecciones bacterianas y virales debido a una mayor actividad de las células asesinas naturales después del masaje, estancias hospitalarias más cortas, así como mayores ganancias en el desarrollo. Además varios estudios han documentado la seguridad del masaje en los bebés prematuros. 

Por otro lado, se destaca la reducción del estrés de los padres cuando masajean a sus bebés, por lo que se considera que se deben realizar más estudios con madres para promover un uso más amplio del masaje en unidades de cuidados intensivos neonatales.

AMPLIA TUS CONOCIMIENTOS SOBRE EL MASAJE INFANTIL Y SUS APLICACIONES EN NIÑOS CON TRASTORNOS DEL DESARROLLO

Aunque menos, también se han realizado estudios de terapia de masajes en recién nacidos a término. El hecho de contar con menos estudios probablemente se debe a que los bebés a término están hospitalizados por períodos de tiempo más cortos y a la menor necesidad de terapia de masaje para ganar peso, antes de someterse a procedimientos,...

La mayoría de los estudios de masaje de recién nacidos a término se han enfocado hacia la  disminución de la hiperbilirrubinemia, la reducción de la irritabilidad y a los trastornos del sueño, ya que son problemas más frecuentemente consultados a los pediatras por los padres de estos bebés. 

Los estudios han encontrado que el masaje tiene efectos positivos sobre la reducción de los niveles de bilirrubina y la disminución de los trastornos del sueño, así como sobre el cólico y el llanto. También se ha encontrado que el masaje mejora las interacciones del bebé con sus cuidadores y que facilita su desarrollo. 

Al igual que en los bebés prematuros el masaje también ha demostrado que aporta efectos positivos a los padres que los aplican, reduciendo el estrés. Se considera que la mejora provocada sobre el sueño de los bebés, haciendo que se vuelva  más organizado, con períodos de sueño más prolongados, menos despertares nocturnos y más horas de sueño, ayuda a que el sueño de las madres también se vuelva más organizado.

Pero el masaje terapéutico, no solo ha demostrado tener efectos positivos en los bebés, sino que también lo ha demostrado en niños y adolescentes a través de docenas de estudios realizados en las últimas décadas. Estos estudios se han centrado casi exclusivamente en condiciones problemáticas como trastornos de atención, problemas psicológicos, problemas gastrointestinales, trastornos del tono muscular, dolor y afecciones autoinmunes e inmunes. 

En estos casos se ha encontrado que los niños con trastornos de atención han respondido positivamente a la terapia de masaje, tanto aquellos que presentan trastorno del espectro autista (TEA) como los que presentan trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH). 

Diferentes estudios han investigado los efectos de realizar masajes diarios de 15 minutos a los niños con TEA, bien sea por parte de terapeutas o sus propios padres, observándose que los niños no solo estaban más atentos en la escuela sino que también tenían menos problemas para dormir, lo que se considera que es lo que contribuye a su mayor atención.

En el caso de los niños y adolescentes con TDAH, también se ha estudiado el efecto de aplicarles masaje terapéutico, observándose un aumento de la atención y disminución de la hiperactividad.

Mira que opinan los alumnos del curso de Masaje Infantil

 

"El curso de Masaje infantil como herramienta en Fisioterapia Pediátrica y sus adaptaciones terapéuticas ante trastornos del desarrollo, es muy completo a nivel teórico y las explicaciones son muy claras y precisas. Asimismo, a pesar de ser online, los vídeos son muy ilustrativos y te permiten afianzar rápidamente los conocimientos teóricos. Muy recomendable para la práctica diaria en pediatría." (Ruth R.S)

"Me ha parecido un curso muy interesante en el que mediante los videos se puede entender muy bien tanto la parte teórica como la práctica ya que hay varios ejemplos de casos reales en los que se puede apreciar muy bien lo explicado anteriormente.(Irene Y.L)

Problemas psicológicos, como la  agresión, ansiedad, depresión y trastorno de estrés postraumático,  también han sido el foco de la investigación, observándose efectos como  reducción en la agresión a padres y maestros, menos problemas sociales y somáticos y  mejor rendimiento académico, según el caso. 

Otro de los problemas sobre los que se ha estudiado el efecto del masaje han sido los problemas gastrointestinales, como el estreñimiento y la diarrea. En ambos caso se ha encontrado una reducción de estos problemas. Para los niños con estreñimiento crónico, tras aplicar los padres masaje diario durante un mes se ha observado una reducción de los síntomas de estreñimiento y del uso de medicamentos laxantes, tanto debido a la actividad vagal como la motilidad intestinal.

Otros trastornos sobre los que se han llevado a cabo estudios sobre el efecto del masaje terapéutico ha sido la parálisis cerebral espásticasíndrome de Down, observándose una reducción tanto de la hipertonía como de la hipotonía.

En el caso de la parálisis cerebral varios estudios ha encontrado una disminución de la hipertonía tras la aplicación de masajes diarios durante periodos de 4 a 6 semanas. Para los bebés con síndrome de Down, por su parte se ha encontrado un aumento del tono muscular tras la aplicación de masaje diario durante un mes. En ambos casos los masajes eran aplicados por los padres, tras ser instruidos por los profesionales. 

Los niños con retrasos en el desarrollo motor con otros diagnósticos, también parecen  beneficiarse del masaje terapéutico. Un estudio llevado a cabo con niños de 1 a 3 años de edad,  al grupo de niños al que se le aplicó masajes dos veces por semana durante tres meses mostró una mayor mejoría en las puntuaciones en la motora gruesa y sensorial.

El masaje terapéutico también ha demostrado efectos positivos antes la reducción del dolor durante los procedimientos dolorosos y ante el dolor crónico, con especial foco sobre el dolor producido por las quemaduras, el dolor postquemadura y la artritis reumatoide juvenil.

Los jóvenes con diferentes enfermedades crónicas, como el asma, fibrosis quística, diabetes, dermatitis, cáncer y VIH, también han respondido positivamente ante el masaje.

En relación a los niños con asma se han encontrado mejoras tras la aplicación de masaje en las medidas pulmonares, como la capacidad vital forzada,  el volumen espiratorio forzado en un minuto y el flujo espiratorio máximo. Se ha apuntado a que estos efectos positivos podrían deberse a una disminución significativa del cortisol. Los niños con fibrosis quística, al igual que sucede en los niños con asma, también han respondido positivamente a nivel pulmonar ante la aplicación del masaje. 

En otros estudios llevados a cabo con niños con diabetes se ha encontrado que tras un mes de masaje diario presentan un mayor cumplimiento de la regulación de la insulina y los alimentos, y sus niveles de glucosa habían disminuido significativamente. En relación al masaje en niños con cáncer, se ha concluido que el masaje disminuye el dolor, las náuseas, el estrés y ansiedad. Además, se han encontrado que sus niveles de los glóbulos blancos y los neutrófilos aumentan.

Finalmente, destacar que el mecanismo del masaje que se ha documentado con mayor frecuencia en relación a los efectos positivos obtenidos es el aumento de la actividad  parasimpática (o vagal), tras la estimulación de los receptores de presión bajo la piel. 

El aumento en la actividad parasimpática se ha visto que conduce a una disminución del cortisol y que, a su vez, aumenta el número y la actividad de las células asesinas naturales, lo que produce una mejora de la función inmune y una mejor salud. 

La mayor actividad parasimpática también se relaciona con el aumento de la serotonina, siendo éste el químico natural contra el dolor del cuerpo, y con la disminución de la frecuencia cardíaca. 

No obstante, es importante destacar que se ha visto que si el masaje se aplica mediante una presión moderada se provoca una respuesta parasimpática, mientras que los masajes aplicados mediante toques ligeros provocan una respuesta simpática caracterizada por un descenso de la actividad parasimpática y por lo tanto de los efectos positivos de ésta. 

 

Alicia 2Por Alicia Manzanas García, fisioterapeuta postgraduada en pediatría y actividad física adaptada desde 1999, por la Universitat Autònoma de Barcelona y la Universitat de Barcelona, Máster en Psicología, Salud y Calidad de Vida, por la Universitat Oberta de Catalunya. Docente en la Universidad Internacional de Catalunya en el Grado, Postgrado y Máster de Fisioterapia en Pediatría desde 2004.

Directora de efisiopediatric.

Docente de los cursos dirigidos a las extremidades inferiores y marcha (+ info)

 

Fuente de la información

Field T. Pediatric Massage Therapy Research: A Narrative Review.Children (Basel). 2019 Jun 6;6(6)

 

Fuente de la imagen

  1. https://www.goldenhand.ca/

 

También te puede interesar

Beneficios del masaje en niños con retraso del desarrollo sobre el desarrollo

El masaje mejora la interacción madre-hijo

¿Qué efectos tiene el masaje infantil sobre las actitudes hacia la maternidad, la satisfacción materna y el placer en la crianza de los hijos?

El masaje infantil, una intervención eficaz en los niños con hipotonía

¿Qué efectos tiene el masaje en los recién nacidos pretérmino?

Experiencias con el Masaje Infantil en la práctica asistencial

El Masaje Infantil como herramienta de intervención en niños con trastornos del desarrollo

Impacto de la interacción madre-bebé en el desarrollo

 

Posts Relacionados

Dejar un comentario