movimientos en espejo (1)

Relación entre los movimientos en espejo y el no uso de la mano afectada en niños con parálisis cerebral unilateral

En algunos niños con parálisis cerebral infantil unilateral, el rendimiento bimanual está más restringido que lo que debería esperarse por la capacidad presente en la mano afectada.

Este no uso de la extremidad superior afectada en actividades bimanuales cotidianas se debe a la “restricción del desarrollo” lo que produce una reducción del uso espontáneo por falta de información del segmento afectado a nivel cortical, una retroalimentación negativa cuando se usa la extremidad afectada y por tanto, una reducción de la funcionalidad.

Se sugiere que la causa subyacente de la presencia de la restricción del desarrollo es la persistencia de los movimientos en espejo que ocurren en los miembros superiores. Se trata de movimientos involuntarios y simultáneos, que acompañan a los movimientos voluntarios de los músculos homólogos en el lado opuesto del cuerpo. Por ejemplo, cuando una mano se mueve voluntariamente, la otra mano realiza involuntariamente la misma acción. A pesar de que los movimientos en espejo se consideran una característica normal del comportamiento motor en los niños pequeños debido a la inmadurez del sistema nervioso central, se sabe que desaparecen gradualmente durante la primera década de vida. Sin embargo, en muchos niños con CP unilateral, estos movimientos son más pronunciados y persistentes. Se observan con mayor frecuencia en la mano menos afectada (o mano sana) cuando se mueve activamente la mano afectada y son más fuertes en comparación con los movimientos en espejo en la mano afectada.

Podría ser que los movimientos en espejo en la mano afectada sean indicativos de una corteza motora que controla ambas manos, mientras que los movimientos en espejo en la mano sana o menos afectada podrían simplemente ser explicado por impedimentos sensorimotores de la mano afectada.

Algunos estudios muestran asociaciones entre la disminución del rendimiento bimanual y los movimientos en espejo presentes en cualquier mano, mientras que otros sólo informan de esta asociación para los movimientos en espejo presentes en la mano sana o menos afectada. Sin embargo, los hallazgos llevaron a los autores a concluir que la naturaleza simétrica de los movimientos en espejo dificulta la ejecución bimanual eficiente de las tareas. Debido a que la mayoría de las actividades diarias requieren acciones asimétricas de ambas manos (típicamente con la mano afectada teniendo una función de estabilización) sugirió que los movimientos pronunciados en espejo podrían incluso conducir a la exclusión de la mano afectada en actividades bimanuales espontáneas. En la función estabilizadora típica de la mano afectada, los movimientos de espejo en esta mano afectada darán lugar a dificultades en la estabilización de objetos al realizar tareas de manipulación con la mano sana o menos afectada. Además, al mover activamente la mano afectada durante las actividades asimétricas bimanuales, los movimientos en espejo en la mano sana o menos afectada causan una reducción en el control independiente de esta “buena mano”.

Por lo tanto, la presencia de movimientos en espejo repetidamente en cada mano podría contribuir al fenómeno del desarrollo de la restricción en los niños con PC unilateral a través de un proceso de no-uso aprendido.

El objetivo principal del estudio fue comprobar si los movimientos manuales en espejo están relacionados con un mayor grado a la restricción del desarrollo en los niños con PC unilateral. En segundo lugar, aclarar la relación entre los movimientos en espejo en ambas manos y el impacto previamente reportado sobre el desempeño bimanual.

Los resultados muestran una falta de esta asociación entre los movimientos manuales en espejo y la restricción del desarrollo. Los factores que contribuyen al fenómeno de la restricción del desarrollo aún no se entienden completamente. En un principio, se argumentó que la restricción del desarrollo es un fenómeno conductual resultante de la experiencia negativa cada vez que se utiliza la mano afectada. Sin embargo, este fenómeno también puede ser el resultado de una atención visuo-espacial comprometida, así como un retraso en el desarrollo relacionado con las funciones ejecutivas motoras de orden superior.

Muchos niños con PC unilateral muestran significativamente más movimientos en espejo en la extremidad sana o menos afectada en comparación con la mano afectada. Los niños con capacidad manual reducida de la mano afectada pueden mover ambas manos simultáneamente cuando se les pide mover sólo su mano afectada, con el fin de superar la falta de selectividad y la fuerza de su mano afectada. Esto se debe a que los movimientos simétricos se realizan con más facilidad. Esta posible estrategia de asistencia podría ser especialmente útil durante las actividades bimanuales predominantemente simétricas y potencialmente también durante el fenómeno menos frecuentemente observado de movimientos uni-manuales de las manos afectadas (por ejemplo, liberando un objeto abriendo activamente la mano sana o menos afectada). Así, los movimientos en espejo en la mano menos afectada o sana pueden en algunos casos ser considerados para ayudar a los movimientos de la mano afectada.

En algunos niños se encontró un patrón de fuerza más fuerte en la mano sana cuando se les pidió mover activamente su mano afectada. Estos niños también comenzaron a mover su mano sana un poco antes. Este descubrimiento adicional puede implicar que estos niños facilitan el movimiento de su mano afectada moviendo su mano sana. Es decir, parecen “utilizar” sus movimientos en espejo como una estrategia para facilitar los movimientos de la mano afectada. Este patrón sólo se observó en niños con capacidad manual reducida (MACS≥2). Por lo tanto, el ligero retraso del movimiento de la mano afectada también podría explicarse por procesos biomecánicos relacionados con esta capacidad manual reducida.

Para concluir, “No se observa relación entre los movimientos en espejo y la restricción del desarrollo en los niños con PC unilateral”.  “Los movimientos en espejo estaban relacionados con la reducción del rendimiento bimanual. Además, se demostró que los movimientos en espejo eran más fuertes en la mano sana o menos afectada durante el movimiento de la mano afectada. Por último, en un subconjunto de los niños, “sería posible aplicar una estrategia para utilizar movimientos en espejo con el fin de controlar los movimientos de la mano afectada”.

Puedes saber mucho más  en el curso de Desarrollo, valoración y tratamiento de la extremidad superior y otros cursos dirigidos a la extremidad superior.

Rocio2Por Rocío Palomo Carrión, diplomada en Fisioterapia por la Universidad de Salamanca en 2008 y graduada por la USP-CEU de Madrid. Máster de Fisioterapia en Pediatría por la USP-CEU. Formada en la escala AHA con nº 1343 y acreditada para pasarla a niños con afectación unilateral de extremidad superior y con formación certificada en la escala HAI y miniAHA para bebés y niños en edad temprana con parálisis cerebral unilateral. Co-directora de efisiopediatric y responsable del Servicio de Valoración y Orientación de la Funcionalidad de la Extremidad Superior (+info) 

Profesora de los cursos dirigidos a la Extremidad Superior 

 

 

También te puede interesar

Terapia espejo y realidad virtual

¿Cómo hacer una caja espejo o «mirror box» para la terapia con espejo?

 

Referencia bibliográfica

Zielinski IM, Green D, Rudisch J, Jongsma ML, Aarts PB, Steenbergen B. The relation between mirror movements and non-use of the affected hand in children with unilateral cerebral palsy. Dev Med Child Neurol. 2017 Feb;59(2):152-159.

 

Fuente de la imagen

Escritura en Espejo

 

 

Sin comentarios aún.

Deja un comentario