Avanzando hacia nuevas formas de intervenir: Modelo Centrado en la Familia

Cada vez hay más encuentros y jornadas entorno al Modelo Centrado en la Familia, en algunas de las cuales participan conjuntamente tanto padres como profesionales.  Y  es que cada vez son más los centros de todo el estado español que están apostando por llevar a  cabo sus prácticas de intervención basadas en este modelo, pues según los expertos, hay evidencias científicas que respaldan que el modelo centrado en la familia es el modelo hacia el que debe dirigirse la atención temprana.

De dónde venimos

Durante muchos años los servicios ofrecidos por los centros de  la Atención Temprana estaban basados en el modelo que se conoce como modelo de experto. Este modelo profesional se sitúa al profesional como el experto que posee todos los conocimientos, y por ello es el encargado de determinar cuales son las necesidades del niño, las cuales estaban a su vez centradas básicamente en los déficits (es decir en lo que el niño no puede hacer a consecuencia de las lesiones o enfermedades presentadas). Una vez que determina las necesidades, el profesional también determina los objetivos y las soluciones que considera más adecuadas, lo que le sitúa como el único responsable del programa terapéutico que el niño lleva a cabo.   Esto conlleva a que la familia tenga un papel pasivo dentro del tratamiento de su hijo, encargándose básicamente de llevar al niño al centro de atención para que reciba sus sesiones de tratamiento con los diferentes profesionales.

Afortunadamente, poco a poco a lo largo de los años se han ido dando pasos hacia otros modelos donde la familia va cogiendo un papel más activo en las intervenciones recibidas por su hijos, aunque esta participación muchas veces consiste únicamente consiste en llevar a cabo las recomendaciones ofrecidas por los profesionales (ejercicios, juegos, posturas, …) en casa. En estos modelos el profesional sigue siendo el  experto y el único encargado de delimitar las necesidades y organizar las soluciones, y el niño y su familia deben continuar desplazándose al centro de atención temprana a recibir las sesiones de tratamiento.

Hacia dónde vamos

Hoy en día, cada vez más centros e instituciones están apostando más por el modelo centrado en la familia. En este modelo, el profesional sigue siendo el experto, al poseer grandes conocimientos sobre discapacidad infantil, sin embargo la familia se considera la experta de las necesidades su hijo y de su propia familia. Por lo tanto los objetivos del tratamiento se establecen de manera consensuada entre el profesional y la familia, estableciéndose de esta manera un compromiso consensuado. Para ello se precisa establecer una relación de confianza entre los padres y los profesionales y permitir que sean los padres quienes decidan cuál es la dirección de la intervención en su caso, asesorados y acompañados por los profesionales. De manera esta manera, el profesional y  familia son co-responsables de establecer el programa de intervención.  

Otro cambio importante que aporta este modelo es que los tratamientos dejan de hacerse en los centros de atención temprana y pasan a llevarse a cabo en aquellos entornos naturales donde el niño está habitualmente, es decir su casa, en el colegio, en el parque, en la casa de los abuelos,…. Se fundamenta en aprovechar las rutinas que el niño lleva a cabo a lo largo del día en los diferentes entornos en los que está,  considerando las rutinas una oportunidad para realizar aprendizajes. Por eso el objetivo principal de este modelo es ayudar a las familias a que aprendan cómo ayudar a su hijo ofreciéndole oportunidades de aprender en el día a día, siendo en este caso el profesional el responsable de generar estos entornos competentes.

Este modelo está apoyado en los conocimientos que poseemos de neurociencia que indican que el aprendizaje es mayor cuando el niño se expone de manera repetida a actividades libres, voluntarias y variadas, o sea las llevadas a cabo en sus entornos naturales junto a su familia  y como respuesta a sus necesidades del día a día.  Cuando  se tienen en cuenta los intereses del niño  y se  involucran en su aprendizaje, los niños aprenden más rápidamente.

Está demostrado que esta forma de intervenir en niños con diversidad funcional tiene más impacto en el desarrollo de una mejor calidad de vida de tanto de los niños como de sus familias, destacando el hecho de la mejora en las interacciones familiares.

Por lo que, resulta esperanzador ver que cada vez se avanza más hacia este modelo, y que cada vez hay profesionales formados y  en proceso de formación para poder llevarlo a cabo. Además contar con  expertos en este tema, como Robin McWillian, quién están apoyando activamente a nuestro país en el proyecto de transformación de la Atención Temprana, ayuda a que cada vez este modelo esté más cerca de las familias con niños con diversidad funcional que lo precisan.

 


Puedes ampliar tus conocimientos con el curso  Prácticas Basadas en la Familia en atención temprana de Mónica Alonso.

 

 

Alicia 2

Por Alicia Manzanas García, fisioterapeuta postgraduada en pediatría y actividad física adaptada desde 1999, por la Universitat Autònoma de Barcelona y la Universitat de Barcelona, Máster en Psicologia, Salud y Calidad de Vida, por la Universitat Oberta de Catalunya. Docente en la Universidad Internacional de Catalunya en el Grado, Postgrado y Máster de Fisioterapia en Pediatría desde 2004.

Directora de efisiopediatric.

Docente de los cursos dirigidos a las extremidades inferiores y marcha (+ info)

También te puede interesar

La vida es lo que pasa fuera de la sala de fisioterapia

Conociendo más de la atención temprana de la mano de Manuel Pacheco

¿Más es mejor?

Las Prácticas Centradas en la Familia con Mónica Alonso


 

Fuentes de la información

Atención temprana basada en la familia. Revista Española sobre discapacidad Intelectual. 2014, 45(3).  Disponible en https://drive.google.com/file/d/0Bx2fb1MSuEaDWXo4Y3NLamU1WEU/view

http://www.eldigitaldealbacete.com/2016/04/07/doctor-afirma-albacete-esta-delante-del-resto-ciudades-del-pais-esta-materia/

http://www.archivalencia.org/contenido.php?a=6&pad=6&modulo=37&id=13529

2 Responses to Avanzando hacia nuevas formas de intervenir: Modelo Centrado en la Familia

  1. Manuel Pacheco Molero 9 abril, 2016 el 9:50 am #

    He tenido la suerte de poder asistir a las jornadas en Valencia! Ahora tendremos que revisar las intervenciones que hacemos como súper expertos y preguntar más a las familias que necesitan! Todo aquél que tenga una clínica y sobretodo los hospitales, plantearle una evolución del modelo clínico. Somos expertos en ver las discapacidad, en valorar los déficits, ¿Pero estamos preparados en valorar la capacidad? Muchísimo fisios desconocen la CIF, no me refiero a saber los códigos o los dominios, no saben enfocar los tratamientos bajo una mirada bio-psico-social. Nos quedamos en realizar un determinado tratamiento o aplicar una técnica específica. La atención temprana es mucho más, es buscar la calidad de vida de la unidad familiar y del niño con o sin discapacidad! Un saludo!

    • efisiopediatric 10 abril, 2016 el 4:23 pm #

      Hola Manuel,

      Gracias por compartir con todos nosotros tus reflexiones.

      Saludos cordiales

Deja un comentario